Muerte En Venecia Película

Si algún resumen revela demasiados detalles de la trama, si identificas algún error que desees corregir o si quieres completar la información de la ficha con fechas de estreno en tu país, no dudes en enviarnos un mensaje en privado a través de la página. Si no estás registrado, puedes contactarnos por medio de Twitter, Instagram, Facebook o enviándonos un correo electrónico a la dirección info -arroba- filmaffinity -punto- com. Las opiniones expresadas en las críticas pertenecen a sus respectivos autores o a los medios de comunicación de los cuales han sido extraídas. Filmaffinity no tiene ninguna relación con el productor, productora o distribuidor/a de la película. Los derechos de autor del póster, portada, fotogramas, fotografías e imágenes de cada DVD, VOD, Blu-ray, tráiler y banda sonora original (BSO) son propiedad de las respectivas productoras y/o distribuidoras.

muerte en venecia película

En búsqueda de la perfección estética

Lucía Bosé fue descubierta y se convirtió en musa del célebre director Visconti. Ahora, su hijo, fruto de su amor con el torero Luis Miguel Dominguín, será el padrino italiano del joven. Acompañará a su ahijado en paseos por el parque y le regalará libros, aunque en una ocasión le obsequió una cámara de fotos, tal como recordaba el propio Miguel Bosé, ya convertido en un ícono de la escena española.

Sin embargo, su relación con el pequeño Miguel también incluye la búsqueda de un rostro para Tadzio, el personaje de la novela "Muerte en Venecia" de Thomas Mann que Visconti llevará a la gran pantalla. Esta búsqueda le llevará por un largo peregrinaje por la antigua Europa del Este. Incluso realizó un documental llamado "Alla ricerca di Tadzio", en el que se ve su paseo por una nevada Budapest.

A pesar de que Thomas Mann describe a Tadzio como un joven rubio de ojos claros, en Budapest Visconti encontró a muchos jóvenes de cabellos castaños y ojos oscuros. Pero no se rindió y continuó con el casting, llegando a probar a decenas de aspirantes. Hasta que finalmente, en un frío febrero en Suecia, encontró a quien encarnaría el ideal de belleza apolínea: el joven Björn Johan Andrésen.

Aunque Visconti aún visitaría otras ciudades en su búsqueda, finalmente todo volvió a Suecia para que Andrésen consiguiera el papel de Tadzio. Ese rostro que el director había buscado incansablemente y que se convirtió en un personaje icónico de la gran pantalla.

ANATOMÍA DE LA ESCENA

La escena final de Muerte en Venecia ocurre en la playa del Lido, un lugar donde anteriormente se han visto las vivas pinturas de Joaquín Sorolla. Este es un espacio para el arte y el ocio, lo que le da un gran significado al ser el título de la película. Al escuchar la música de Mahler, el protagonista tiene una revelación al ver a su objeto de deseo, el niño Tadzio (con un rostro andrógino y una mirada inquietante), jugando en la orilla.

La perspectiva está totalmente centrada en Aschenbach, quien lo observa con angustia desde una hamaca en medio de la arena. Con el sol en descenso, la imagen de Tadzio (que ya de por sí parece una escultura griega) se convierte en una obra de arte, con la luz solar cegando ligeramente la vista. Es una metáfora del final, la entrada al paraíso o la caída definitiva al infierno, la última imagen antes de abandonar el mundo de los mortales. El arte tiene un poder catártico, porque es profundamente humano, incluso en momentos en que no lo parezca.

A medida que el niño se adentra más en el agua, el estado de Aschenbach se deteriora aún más. Durante la película, lo hemos visto maquillar su rostro y teñirse el cabello para ocultar la putrefacción causada por su enfermedad, que también afecta a toda la isla asolada por una epidemia. Sin embargo, en su mundo, las apariencias lo son todo, y ahora estas apariencias se están desmoronando. La gota de color negro que recorre la sudorosa cara del hombre resume de manera brillante el momento que está viviendo: la máscara que ha llevado puesta durante este tiempo se está desmoronando.

La máscara de Mahler

Muerte en Venecia fue filmada a lo largo de seis largos meses, desde las 9:30 hasta las 18:00 horas, con un promedio de cinco tomas por escena (y, en algunos casos, hasta nueve tomas), hasta lograr el efecto deseado por el director. Aunque hay escenas repartidas por toda la ciudad de Venecia, el gran escenario de la película es el Hotel des Bains, donde transcurre también la novela. Aprovechando que el hotel estaba cerrado durante el invierno, fue restaurado para recrear con exactitud cómo era en el año 1911, momento en que se sitúa la acción. Este lugar se convirtió en el principal set de filmación para la producción dirigida por Visconti.

La escena final de la película logra una amalgama indisoluble entre el realizador y el escritor gracias al maravilloso “Adagietto” de la Quinta Sinfonía de Gustav Mahler, que acompaña magníficamente el trabajo de Dick Bogarde desde el inicio del film, señalando así el destino trágico y elevado de su llegada a Venecia. El desenlace, una de las mejores escenas en la historia del cine, tiene lugar en la playa de Lido, cuando Gustav von Aschenbach, enfermo y débil, se sienta en una reposera y observa a Tadzio, impecable en la orilla, antes de sumergirse en...

© Copyright 2023 SA LA NACION Todos los derechos reservados.

Dirección Nacional del Derecho de Autor DNDA - EXPEDIENTE DNDA (renovación) RL-2023-95334553-APN-DNDA#MJ.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del presente diario.

Cine

Fotogramas ha establecido una alianza estratégica con diferentes programas de marketing de afiliación. Esta colaboración se traduce en el beneficio mutuo de ambas partes, ya que Fotogramas obtiene una comisión por cada compra realizada a través de los enlaces a sitios de los vendedores.

Esta forma de colaboración se ha convertido en una herramienta altamente efectiva en el mundo digital, permitiendo a los usuarios acceder a una amplia variedad de productos y servicios en línea, mientras que Fotogramas obtiene beneficios por facilitar su acceso.

A través de esta asociación, Fotogramas se convierte en un intermediario entre los usuarios y los vendedores, facilitando el proceso de compra y brindando opciones y recomendaciones que pueden ser de interés para los usuarios.

Esta estrategia de afiliación es una muestra del compromiso de Fotogramas por ofrecer productos y servicios de calidad a sus usuarios, manteniendo siempre su lema de ser una fuente confiable y útil de información para el entretenimiento.

Artículos relacionados